Monday, November 10, 2008

la felicidad nunca acompaña la sed

En estos tiempos se cambia la plenitud del momento entre amados por las ansias de expandirse. Crecemos, no por difundir el crecimiento o unir brechas; simplemente crecemos por la misma razon que compramos.

De esa misma manera hemos comprado nuevas ideas sobre como ser contentos, empujando para mantener corriendo un motor social que hace mucho tiempo no nos cuestionamos.

Les leo un extracto de "The Great Conversation" escrito en 1952:

We believe that the reduction of the citizen to an object of propaganda, private and public, is of the greatest dangers to democracy... The reiteration of slogans, the distortion of the news, the great storm of propaganda that beats upon the citizen twenty-four hours a dat all his life long mean either democracy must fall a prey to the loudest and most persistent propagandists or that the people must save themselves by strengthening their minds so that they can appreciate the the issues for themselves...

Y continuando despues en alguna parte de segundo capitulo (pagina 9):
... that the object of education is to adjust the oung to ther environment, and in particular to teach them to make a livin, John Deway roundly condenmed; yet it is usually advanced in his name... He believed in his own conception of liberal education for all and looked upon any kind of training directed to learning a trade, solely to make a living at it, as narrowing and illiberal....

Los editores hablan presisamente en el momento en que se concretizaba este modus vivendi. Y creo que la educacion ha logrado mejorar bastante frente a las criticas que proponen; excepto, en la capacidad de dicernir entre el avance y la felicidad. Si nuestro sistema de educacion, nace de, conjunto a cierto grado de adquisicion moral y espiritual, mejorar la productividad del proletariado, cabe seriamente considerar que en todo lo que nos hemos presentado, nos lo hemos presentado con una sed, de necesitar seguir cumpliendo. Si mas bien no nos han presentado que esta sed es la razon detras de nuestros logros y el mejoramiento de nuestra sociedad.

Creo si, que esta sed ha acelerado el proceso, pero no es la razon propia del progreso, el hombre es un animal inquieto, curioso y experimentalista, como los cuervos, pero esas tendencias y motivaciones no equivalen a la sed artificial que nos hemos creado.

Los logros enaltecen el ego, el autoestima y agregan a lo vivido, pero la felicidad es algo que nos puede acompanar siempre, es poder encontarse complacido en cada momento. no hay que haber logrado nada para ser feliz, ni haber conseguido nada mas alla de una sonrisa al despertar y una al acostarnos.

Hasta donde he podido entender, la felicidad no se mide en logros, ni en dinero, ni en el amor, mas alla de la complasencia de haber logrado un balance personal con los actos de su propia vida.

Quizas hay una linea fina entre complaserse y conformarse, pero te aseguro que la segunda solo nos aleja de la felicidad si en algun momento posterior nos encontramos insatisfechos o inconformes; sedientes. Y ni un segundo antes.

Por fin, ahora, como sociedad estamos buscando modelos 'sostenibles' de crecimiento, en lo economico, social y personal, y creo que el primer paso, es por fin re-evaluar las condiciones de la felicidad humana.

Post a Comment